This website or the third-party tools employed by it use proprietary and analytical technical cookies which improve the navigation and the functioning of the site. The site also uses profiling cookies to offer you personalized navigation based on your interests. To learn more, consult the Cookie Policy in the dedicated section of the site. By clicking Accept, you consent to the use of cookies.

Cómo agilizar la aplicación del registro salarial de tu empresa

Registro salarial

El pasado 14 de abril de 2021 entró en vigor en España el Real decreto 902/2020, cuyo objetivo es conseguir la tan ansiada igualdad retributiva entre hombres y mujeres.

Una de sus medidas principales es la creación de un nuevo registro salarial que afectará a toda la plantilla de cualquier empresa, incluido el personal directivo y los altos cargos.

Se trata de un cambio relevante que sigue los pasos de la ley por la que se introdujo la obligatoriedad de fichar y que, sin duda, requerirá una actualización importante en aquellas empresas que todavía no confían en un software para la gestión de los RRHH.

Veamos algunos de los aspectos más relevantes de esta nueva medida introducida por el recién estrenado Real decreto.


¿A quién afecta la nueva medida del registro salarial?

A todas las empresas, independientemente de su tamaño. El departamento de RRHH de las grandes empresas, pero también de las pymes e incluso de las empresas unipersonales, deberá tener en cuenta la obligatoriedad del registro de la retribución de sus empleados, desagregado por sexos, e incluyendo a los altos cargos, donde los estudios demuestran que la brecha salarial suele ser mayor.

Deben tener en cuenta asimismo que los propios empleados pueden solicitar la existencia de este registro. Y qué mejor manera de facilitarles la tarea que permitiéndoles incluir ellos mismos determinados datos mediante la función de autoservicio del software para la gestión de los RRHH.


¿Qué debe incluir el registro salarial?

En el registro se plasmarán los valores medios salariales de toda la plantilla, a lo que habrá que incluir cualquier complemento, percepción extrasalarial o bonus, todo ello desagregado por sexos.

De esos datos deberá obtenerse la media aritmética y la mediana respecto a las cantidades realmente percibidas por cada grupo profesional, categoría, puesto, etc., lo que la ley considera “puestos de igual valor”.

Vemos ya aquí que seguir recurriendo a las vetustas hojas de Excel puede hacer que esta tarea se convierta en una tediosa carga para los responsables de RRHH. Sin embargo, un buen software para la gestión de los Recursos Humanos nos permitirá obtener informes con un solo clic de cualquiera de los datos que deseemos visualizar, facilitando la aplicación de esta nueva medida.


Atención a la Ley de Protección de Datos

Si bien a partir de ahora será obligatorio mantener un registro de los salarios, no podemos olvidar la importancia de la protección de los datos de los empleados. Así, los datos que se publiquen y se puedan facilitar a los propios empleados deberán estar anonimizados y reflejar las diferencias generales en los salarios. El objetivo de esta medida no es que los empleados puedan conocer el sueldo de sus compañeros, sino luchar contra la desigualdad retributiva en las empresas entre hombres y mujeres.

Es necesario pues que la empresa cuente con los medios necesarios para que la información publicada no permita identificar a una persona individual, algo muy fácil de conseguir mediante la generación de informes personalizados en los que se diferencien, entre otros, el grupo de hombres y mujeres, los altos cargos y los empleados rasos, la cantidad de complementos extrasalariales, etc.


Es cierto que, a simple vista, puede parecer que la cantidad de datos que se deben tener en cuenta es muy alta, pero debemos recordar que con un software para la gestión de los RRHH como el que ofrece Altamira podemos obtener informes totalmente personalizados con todos estos datos y mucho más.

La opción de combinar este software con cualquiera de los programas para la gestión de las nóminas más utilizados permitirá que tu empresa se adapte rápidamente a esta nueva normativa sin tener que modificar sus procesos.

Los propios empleados podrán visualizar y modificar sus datos, en caso necesario y si cuentan con los permisos oportunos, y tú no tendrás que preocuparte por cumplir con los plazos y las disposiciones de la normativa sobre protección de datos: todo está garantizado.




Copyright: ©Dilok/Adobe Stock

Artículos relacionados